Talleres de Constelaciones Familiares
Menu
Actividades
Talleres de Constelaciones Familiares
Un taller de Constelaciones Familiares es un espacio de descubrimiento que permite entender y liberar los patrones de la vida que nos hacen sufrir y que limitan nuestra realización.
Las Constelaciones Familiares creadas por Bert Hellinger permiten descubrir las ataduras del pasado familiar que cada uno expresa involuntariamente a través de sus sentimientos, deseos, comportamientos, reacciones y enfermedades y transformarlas en fuerzas al servicio de la vida.

Paso a paso de una Constelación
La persona, muy centrada, dice en una sola oración muy concreta el tema que quiere trabajar. Luego es posible que el constelador le haga alguna pregunta sobre su familia. Es importante que el tema elegido sea esencial, hoy, para la persona.
El constelador le dice entonces que elija entre los presentes, representantes para algunos miembros de su familia.
Estos representantes entran al campo, se recogen internamente, como para estar totalmente centrados y a partir de ese momento sólo escuchan sus sensaciones.
En alguna ocasión tendrán que decir una frase, que se pronuncia sin ninguna emoción, de un modo neutro, como una constatación. Así la dinámica interna de la familia surge, en el silencio, a través de los desplazamientos, posturas y sensaciones de los representantes.
El constelador dirige la evolución de la constelación familiar restaurando paso a paso el orden, respeto y amor hasta conseguir liberar la energía bloqueada del tema propuesto por la persona.
Esa liberación permite cambios muy profundos y sutiles, a veces espectaculares, a veces inmediatos. Al cabo de varios meses se podrá apreciar una transformación profunda en la vida de la persona y sus familiares.
Siente más fuerza y más paz, siente que por fin es ella misma y puede empezar a dirigir su propia vida, beneficiándose de la riqueza, el apoyo y el amor de las generaciones anteriores.
Es tan terapéutico hacer su constelación como ser representante u observador, ya que en esta técnica el trabajo se hace por resonancia, sin pensar y sin hablar.
Es muy recomendable participar en varios talleres sin hacer su propia constelación, bien para prepararse, bien para ratificar o rectificar su propia problemática.
Los cambios duraderos son frutos de tomas de conciencia globales, holísticas, psicosomáticas y no de decisiones racionales.
Es un trabajo de una gran sencillez y sinceridad, muy conmovedor, sin teatralización de los sentimientos. Y su eficacia es sorprendente cuando la persona está dispuesta a cambiar.
Resultados
En cuanto a los resultados, muy pronto sentirá una nueva energía, pero las transformaciones profundas requieren tiempo.
Rápidamente observará pequeños cambios en su comportamiento y en el de los que le rodean. Cambios pequeños y sorprendentes.
Después de una constelación, observe un año de su vida o quizá dos, mire hacia atrás y contemple su evolución con respecto al tema tratado.
Un consejo: no desperdicie en decisiones precoces e impulsivas, la energía que va a empezar a tener. Tenga paciencia, déjese fluir y comprométase con su propia vida y sentirá que estará embargado por una nueva energía que le llevará a nuevas decisiones, evidentes, ligeras y radicales, con más paz y mayor realización.
COMPARTÍ
Recibí nuestro Newsletter